Devocionales Cristianos Reflexiones Cristianas Presentaciones Cristianas Avatares y Displays Cristianos

Por el solo privilegio de ser llamado “Cristiano”

Acostumbraba acompañar a unas hermanas a ministrar a un centro de rehabilitación, yo casi no participaba pues eran mis inicios en el servicio; pero me gozaba viendo su labor. Ellas son el vivo ejemplo de cómo un cristiano comparte a Cristo. Estas hermanas sin prejuicios compartían la vida que ha sido depositada en ellas. Oraban por todos y cada uno de ellos, y lo disfrutaban como un gran privilegio. Estas hermanas no buscaban reconocimiento o agradecimiento, simplemente querían servir.

Era un acontecimiento muy peculiar pues por lo general los jóvenes internados en estos centros tienen muchas heridas, peculiar en el sentido de que rostros endurecidos comenzaban a mostrar destellos de vida. Hasta comenzar a alabar al Señor. Ellas estaban desesperadas para qué sus palabras se anidarán en los corazones de estos jóvenes; tanto que el oír  a uno solo de ellos participar, remuneraría el viaje.

Con paciencia estas hermanas asistieron a ese lugar a ministrar, y poco a poco estos jóvenes encontraban en ellas la familia que necesitaban.

En una ocasión mi pequeña prima les llevó material devocional que preparó en la semana, lo empezó a repartir y llena de angustia le digo a su papá – Papi, no van a alcanzar, a lo que su papá le contestó – Ten fe

El Señor no permitió que una pequeña  sierva pasara angustia y proveyó con material a todos. 

La pequeña dijo – Como el milagro de multiplicación de peces papi.

A su nivel esta pequeña me dio una gran lección de Fe y servicio.

El haber acompañado a estas hermanitas en su labor ha puesto el nivel del servicio al Señor  muy alto.

Ellas me enseñaron que el servicio a mi Señor no debe de ser para lucirme; si no para bendecir, no debe se ser para obtener; si no para dar y sobre todo que debemos de  mantener un corazón humilde. Y como la pequeña, que todo servicio que haga a mi Señor;  lo haga con amor.
 
Ha sido difícil mantener estos estándares, pero lo he intentado para realmente compartir a el que me ha salvado.
Yo te invito hermano, a que sirvas a tu Rey con el mismo amor que Él te ha mostrado.

No por reconocimiento, más por el solo privilegio de ser llamado “Cristiano”.

Richy Esparza  http://devocionalesderichy.com/ y http://cristodavida.com/

 

Una respuesta

  1. Pingback: Por el solo privilegio de ser llamado “Cristiano” | Blogs Cristianos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s