Devocionales Cristianos Reflexiones Cristianas Presentaciones Cristianas Avatares y Displays Cristianos

Lumbrera en mi camino

“Lámpara es a mis pies tu palabra, y lumbrera a mi camino” Salmos 119: 105

Hace un par de días me puse a revisar palabras y versículos con los que Dios ha hablado a mi vida desde que me convertí. Comenzando con cómo librarme del terror nocturno y la ansiedad, yendo desde sembrar con lágrimas, pasando por disciplina, hasta llegar a la tierra prometida y conquistarla.

Dios fue muy bueno conmigo, pues cuanto más le hacía caso al espíritu que alumbraba mi caminar, era más lo que Dios me revelaba…

*Cuando tenía ansiedad, miedo o incertidumbre, me guiaba con Isaías 43: 1-5;

*Cuando el terror nocturno me visitaba, encontraba reposo en Salmos 91;

*Cuando estaba cansado y deseoso de abandonar mi camino, me recordaba  que algún día segaría con regocijo lo que estaba sembrando con lágrimas en Salmos 126:6;

*Cuando la disciplina de Dios llegaba minutos después de que cometía una falta, me hacía saber que esa herida era porque me amaba en  Job 5:17-18

*Cuando aún estaba afectada mi alma por consecuencias de mi antigua vida y no podía sentir alegría o gozo, Dios me afirmaba que soplaría espíritu en mi seca vida en Ezequiel  37: 1-9 

*Cuando me desanimaba respecto a si algún día vendría la prosperidad y que Dios finalmente curaría la llaga de mi alma, avivaba mi esperanza en Isaías 30: 23-26

* Cuando dudaba de la existencia de mi princesa y pasaba por mi mente salirme del camino, Dios me permitía palparle a ella en  Cantares 6: 6-9;    

* Cuando tenía temor de enfrentar a todos los gigantes que resguardaban la tierra prometida, me hacía saber que solo esforzándome y siendo muy valiente conquistaría   la tierra que fluye leche y miel  en   Josué 1:7

Dios ha sido fiel, Él ha sido muy bueno. Desde el primer día que me salvó, supe que finalmente había encontrado todo lo que necesitaba en esta vida.

“Pues nunca sabrás que Jesús es todo lo que necesitas hasta que Jesús sea todo lo que tengas”  Libro enfrentando a sus gigantes, Max Lucado

Más Jesús quería que yo tuviera esa vida que siempre anhelé y me preparó para conquistarla.

Querido hermano, hoy te digo que ya no hay nada que temer, no hay nada de qué preocuparte, Dios ha prometido  que su palabra te servirá de lámpara y lumbrera en tu camino. No te desanimes cuando la incertidumbre azote tu vida, ¡No pasa nada! Has uso de su palabra y reincorpórate al camino.

Date cuenta que Jesús era todo lo que necesitabas, y sí hoy existen gigantes que tengas que enfrentar es solo para que Él te bendiga aún más.

Te invito a que hoy de nuevo cobres ánimo y te alumbres con su palabra.

 

Richy Esparza:  http://devocionalesderichy.com/

Una respuesta

  1. Amén..

    3 marzo 2010 en 10:40 AM

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s